Unión Europea: aprobada una propuesta para facilitar la cotización de las pymes en los mercados financieros

cotización de pymes en bolsa

En el marco de la Unión de Mercados de Capitales, la Unión Europea está tomando medidas para ayudar a las pequeñas y medianas empresas (pymes) a acceder a nuevas fuentes de financiación y facilitar su cotización en los mercados financieros.

En concreto, los representantes permanentes ante la UE han aprobado hoy, 27 de febrero, la posición del Consejo sobre una propuesta para facilitar el acceso a las pymes que intentan emitir valores y cotizar en los mercados financieros, salvaguardando al mismo tiempo la protección de los inversores y la integridad del mercado.

La iniciativa se refiere específicamente a «mercados de pymes en expansión», un tipo de centro de negociación creado recientemente y destinado a los pequeños emisores. Con arreglo a este texto, la Presidencia iniciará las negociaciones con el Parlamento Europeo el 6 de marzo.

Acerca de este acuerdo, Eugen Teodorovici, ministro de Hacienda de Rumanía, ha destacao que “las pymes son la principal fuente de crecimiento y empleo en Europa. Sin embargo, dependen en gran medida de los préstamos bancarios para su financiación.

Por eso es fundamental ayudar activamente a las pymes a diversificar sus fuentes de financiación y ofrecerles un acceso simplificado y más fácil a los mercados de capitales”.

Un ínfimo porcentaje
De los 20 millones de pymes existentes en Europa, tan solo 3.000 están admitidas a cotización en una bolsa de valores. Ello se debe en parte los elevados costes que supone el cumplimiento de las normas, por un lado, y a la falta de liquidez, por otra.

Por tanto, las normas propuestas tienen por objeto aligerar la carga administrativa y reducir la burocracia a que se enfrentan las pequeñas empresas.

La propuesta contiene modificaciones en relación con los abusos de mercado y con el reglamento sobre el folleto, de modo que las obligaciones impuestas a los mercados de pymes en expansión sean más proporcionadas, preservando al mismo tiempo la integridad del mercado, en particular:

1. Una carga administrativa racionalizada que permita mantener la integridad del mercado y la información a los inversores, en particular por lo que se refiere a las obligaciones de información respecto de las personas que tienen acceso a información sensible sobre los precios (“listas de personas con información privilegiada”).

2. Un «folleto» simplificado, más adaptado a las pymes que ya hayan cotizado en un mercado de pymes en expansión

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *