Despido y excedencia voluntaria: diferente tratamiento si existe denegación expresa por parte de la empresa vs. cuando no existe tal denegación

despido y excedencia voluntaria Tribunal Supremo

Interesante sentencia dictada por el Tribunal Supremo en materia de excedencia voluntaria y posible existencia o no de despido. En ella, deja claro que hay que diferenciar entre la excedencia donde existe denegación expresa por parte de la empresa, vs. aquella donde no hay tal denegación (Tribunal Supremo de 7 de marzo de 2019).

Se plantean dos sentencias (trabajadores condenados a prisión) como supuestamente contradictorias. El TS entiende que no hay tal contradicción. En el caso de la sentencia recurrida se denegó la excedencia voluntaria dos veces por decisión empresarial no impugnada judicialmente. En el de la sentencia de contraste no existió denegación.

El debate, razona el Supremo, es distinto, puesto que en el caso de la recurrida no se examinó el derecho a la excedencia y en el otro sí por mala fe en no contestar.

El caso concreto enjuiciado
La cuestión planteada en el presente recurso de casación unificadora consiste en la calificación del despido por falta de asistencias al trabajo de quien, antes de ingresar en prisión, pidió la excedencia voluntaria, lo que le fue denegado por la empresa.

1. La sentencia recurrida (denegación expresa de la excedencia voluntaria) contempla el caso de un estibador portuario que, tras haber tenido su contrato suspendido durante 22 meses (del 30-09-2011 al 01-08-2013), por estar en prisión preventiva (art. 45-1-g, del ET), solicitó una excedencia voluntaria por un año el 2 de diciembre de 2014, pese a conocer su condena desde primero de 2014.

Dicha petición le fue denegada el siguiente día 10 porque su solicitud no estaba amparada en ninguna normal y su contrato ya había estado suspendido 22 meses en el periodo antes indicado.

El trabajador reiteró el 19 de diciembre, su petición de excedencia, fundada en su ingreso en prisión, el 03-12-2014, para cumplir condena, petición que le fue denegada de nuevo. En este caso, la extinción del contrato del trabajador se declara procedente.

2. La sentencia de contraste (no existió denegación por parte de la empersa) es la dictada el día 30 de noviembre de 2009 por el TSJ de Canarias (sede de las Palmas).

Se contempla en esta sentencia el caso de un trabajador de la ONCE que fue condenado a siete meses de prisión por sentencia de 19 de mayo de 2008 y el siguiente día 23 encontrándose en situación de baja laboral, desde hacía tres días, pidió la excedencia voluntaria por motivos judiciales, ingreso en prisión, petición que reiteró el siguiente día 28 diciendo que al día siguiente ingresaría en prisión, como efectivamente, sucedió.

La empresa no contestó a sus peticiones, pero acordó abrirle expediente contradictorio que terminó por resolución de 23 de julio de 2008 en la que se acordaba su despido por faltas de asistencia al trabajo desde el 31 de mayo anterior. La extinción se consideró como un despido improcedente.

La sentencia deL Tribunal Supremo
Entiende el TS que no existe contradicción al tratarse de dos casos diferentes (denegación expresa vs. inexistencia de denegación).

El Tribunal Supremo, aunque reconoce qu es cierto que en los dos casos se trata de trabajadores condenados a prisión que piden la excedencia voluntaria al tiempo de ir a cumplir la condena, petición que les deniega la empresa que posteriormente los despide por faltas de asistencia al trabajo, concurren diferencias de hecho que dan lugar a pronunciamientos distintos:

1. En primer lugar en el caso de la sentencia recurrida, el trabajador tuvo suspendido su contrato durante 22 meses, mientras se encontró en libertad provisional, suspensión que autoriza el art. 45-1-g, del ET.

No sucedió esto en el caso de la sentencia de contraste en el que no hubo prisión preventiva y la sentencia condenatoria fue inmediatamente ejecutada, pues se dictó el 19 de mayo de 2008 y el trabajador ingresó en prisión el siguiente día 29, tras haber solicitado dos veces la excedencia.

Consiguientemente, no se planteó la cuestión relativa a la incidencia que podía tener la anterior suspensión contractual en el derecho a nueva suspensión contractual por excedencia.

2. Denegación expresa vs. inexistencia de denegación
El TS destaca que en el caso de la sentencia recurrida la empresa sí denegó expresamente en dos ocasiones la solicitud de excedencia voluntaria que le presentó el trabajador diciéndole que ninguna norma la amparaba y que ya había tenido suspendido su contrato por su prisión provisional.

Sin embargo, en el caso de la sentencia de contraste, no hubo denegación de la petición, lo que permitió a la sentencia afirmar que la empresa había obrado de mala fe al no contestar porque con ello le impedía acudir a los Tribunales y se facilitaba el despido por faltas de asistencia al trabajo, razón por la que si se procedía examinar su derecho a la situación de excedencia.

Ese proceder de mala fe, razona el Supremo, no se pudo apreciar en el caso de la sentencia recurrida porque la empresa sí contestó y porque el empleado conocía su condena desde primeros de octubre de 2014 la sentencia del TS del
29 de septiembre anterior que confirmaba su condena.

Consecuentemente, explica el TS, pudo pedir antes la excedencia y accionar con tiempo frente a su denegación, incluso contra las decisiones denegatorias de diciembre de 2014 pudo accionar antes de su despido con lo cual habría privado a la sentencia de su argumento básico: la denegación de la excedencia obligaba al trabajador a ir al trabajo, máxime cuando no había impugnado esa decisión empresarial, sin que las faltas de asistencia pudiesen estar justificadas por un supuesto derecho que no había reclamado judicialmente ante la negativa empresarial.

Por todo ello, el TS desestima el recurso interpuesto por el trabajador y declara la firmeza de la sentencia dictada por el TSJ de Cataluña, que ratificaba la declaración de procedencia del despido.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *